Desde SPSolidària rechazamos rotundamente la violación del alto el fuego, realizada por tropas del reino de Marruecos, que han irrumpido en la zona sur del Sáhara Occidental para atacar a los civiles saharauis que cortaban y se manifestaban en el paso ilegal en el Guerguerat. Este paso viola los acuerdos para el alto el fuego de 1991 impidiendo de esta manera el tráfico ilegal de mercancías procedentes de la expoliación de los recursos naturales del Sáhara Occidental.

El paso ilegal del Guerguerat ha sido el episodio más reciente de la violación sistemática de la legislación internacional que ha realizado el reino de Marruecos, desoyendo y burlando de esta manera, tanto la legislación internacional, como todos los posicionamientos de ONU y de los acuerdos de paz. Entre otros la misión encomendada a la MINURSO (Misión de las Naciones Unidas para el Referéndum del Sáhara Occidental), que fue creada para garantizar la celebración de un referéndum de autodeterminación que Marruecos obstruye desde hace 29 años.

El Pueblo Saharaui, tanto el que se encuentra en el exilio, en campos de refugiados, en suelo ocupado por Marruecos, o en la diáspora, no puede esperar más. Es necesaria una solución que posibilite el alto el fuego de manera inmediata y el inicio de conversaciones para la rápida celebración del referéndum de autodeterminación acordado por la ONU.

SPSolidària se une al movimiento solidario con el pueblo Saharaui y exige:

– El abandono inmediato de la zona de las fuerzas de ocupación marroquíes y la vuelta al respeto de los acuerdos de alto el fuego firmados en 1991

– La urgente intervención de la ONU y de la MINURSO en la zona para hacer cumplir el acuerdo de paz y el alto el fuego

– El posicionamiento claro del gobierno de España, junto al derecho internacional, el cumplimiento inmediato del mismo y que asuma, de una vez por todas, la responsabilidad como potencia administradora de su excolonia.

No podemos dejar de pensar en los centenares de niños y niñas que han estado en nuestra localidad gracias a la solidaridad de las familias acogedoras. Pensamos en su presente de penuria y necesidad y pensamos en su futuro, que deseamos sea un futuro en paz y en libertad. La guerra nunca es la mejor solución. El Pueblo Saharaui no ha tenido más remedio que defenderse de la agresión, su justa causa y la integridad de sus ciudadanos.

POR LA PAZ, POR LOS DERECHOS Y POR LA LIBERTAD DEL PUEBLO SAHARAUI.

SPSolidària, 13 de noviembre de 2020.